domingo, 10 de abril de 2016

A vueltas con "La Educación Prohibida"


Mi padre, que es de mi gremio, me ha enviado esta mañana el enlace a este documental, del que había oído hablar pero aún no había visto, sobre las escuelas libres en un mail que decía: "Vídeo que hay que ver". En mi opinión, hay que conocer todos los puntos de vista y ponerse al día con todas las opciones para poder opinar y posicionarse, así que lo comparto para que lo veáis y opinéis.
El documental tiene puntos muy debatibles, soy particularmente crítica con algunas cosas. La primera y muy importante para mí es presentarse como la panacea y la revelación y la verdad absoluta frente al "sistema". Sólo es una visión más como se apunta al final. Se habla de la modestia de los profesionales, pero paradójicamente los que intervienen en el documental se presentan como expertos, pensadores y sabios holísticos. He visto poca autocrítica. Y se peca de cierto paternalismo intelectual. Yo no me atrevería a decir que lo que yo hago es lo que se tiene que hacer. Afortunadamente al final justo del documental intenta enmendarse esto diciendo que en todos los ámbitos hay gente que lo hace bien y se señala que al final lo importante es dar a la educación el lugar que merece. Estamos muy de acuerdo.
La segunda cosa es que la generalización es mala y no todos los educadores, afortunadamente, que son parte de escuelas no denominadas libres y han recibido una educación "tradicional" son "robots que adoctrinan" (sólo se apunta algo al respecto al final). Esto me suena mucho a lo de las castas... Creo sinceramente que en primaria hay muchos profesionales que hacen muy bien su trabajo, colocando al niño en el centro del proceso y acompañando a sus alumnos en el proceso de aprendizaje, cuidando y fomentando su creatividad, cuidando de desarrollar su inteligencia emocional. 
Tercero, he oído poco de la secundaria. Hay un agujero alrededor de la secundaria y la adolescencia, que es un momento crítico del desarrollo humano por la confusión y frustración que rodea al adolescente, y donde hay una falta de formación pedagógica y se ignora el desarrollo de esa inteligencia emocional. ¿Dónde está esa educación integral? 
Estoy muy de acuerdo con todo lo que se señala, en la teoría, de la forma de aprender, a la creatividad, a la enseñanza lúdica. Se señalan muchos de los problemas de la educación actual, y se apuntan claramente las causas, pero en mi humilde opinión, no se terminan de canalizar todas estas teorías holísticas, de esa educación integral, en algo concreto. En la práctica se queda en un totum revolutum de teorías filosóficas y pedagógicas con mucha terminología propia. Creo que es importante que todos los que nos dedicamos a la educación debemos hablar y debatir de la naturaleza del aprendizaje y teorizar y compartir, pero también de concretar y aplicar esas ideas.