jueves, 5 de febrero de 2009

Film Noir y Hard-boiled English


La denominación de hard-boiled define un tipo de historias de la novela negra en las que el detective no depende tan sólo de su capacidad de observación y deducción (al modo de detectives como Sherlock Holmes) , sino que además ha de recorrer las calles en busca de información, ya sea recurriendo a la violencia y a todo tipo de métodos "cuestionables" (como las trampas para atraer a los criminales o los chivatos), y a su capacidad como manipulador de los acontecimientos que le rodean en beneficio de la resolución del caso (wikipedia).

Tanto en cine como literatura Dashiell Hammett fue pionero de este género a finales de los años 20 con sus novelas
Cosecha Roja y El Halcón Maltés, con la primera se creó este subgénero, y la segunda llevó al cine este género con gran éxito. Gracias al protagonista de El Halcón Maltés (The Maltese Falcon), Sam Spade, Raymond Chandler crearía su personal visión del personaje de Hammett y del género con la figura de Philip Marlowe.

Pues bien, de aquí también viene el denominado "hard-boiled English" que se caracteriza por un estilo muy directo y realista, y sobre todo, por su fluidez. Para muestra sólo hay que ver cualquier peli del llamado "cine negro" y nos daremos cuenta de la rapidez de los diálogos. Los personajes a veces hablan tan rápido que parece que murmuraran. Esto es un elemento más que contribuye a la acción de estas novelas (frases cortas, realistas, directas) y también de las películas del género. El cinismo de los personajes también se refleja en el lenguaje. En definitiva, un lenguaje minimalista, sin florituras y con un sin fin de frases hechas y pseudonimos y juegos de palabras. EL lenguaje de los detectives más duros y que es marca de este género norteamericano.

Para el finde os recomiendo una buena peli de tipos duros o algún clásico de Chandler.